EntrevistasMásTrans

Charlando con Jazz Bustamante

Charlando con Jazz Bustamante.

(2ª. de tres partes).

Continuamos con la segunda de tres partes de una charla con Jazz Bustamante, activista jarocha en el exilio, quien nos continúa compartiendo una serie de comentarios respecto a la visión que ella ha ido adquiriendo a lo largo su vida ante los temas que la/nos aquejan.

¿Qué es Trans? Es simplemente ser una persona, con una identidad de género no normativa, que va a tener las mismas necesidades, en su gran mayoría, que cualquier persona: necesitamos el acceso a un trabajo digno, necesitamos el acceso a los servicios de salud, necesitamos la inclusión en el pase educativo, simplemente.

Y entonces viene la otra narrativa: -“Pero es que también a nosotras y a nosotros nos discriminan”, “a mí por ser alta”, “a mí por ser alto”, “a mí por ser chaparrita”, “a mí por ser morena”, “a mí por ser moreno”. Persiste la discriminación en todos los ámbitos, en todos los ámbitos.

Que a quién no nos discriminaron que porque éramos pobres, a quienes porque eran ricos, a quienes eran huérfanos, o fueron o son, a quien nos discriminaron porque éramos más inteligentes, a quien nos discriminaron porque éramos las o los que siempre estábamos de party y no llevábamos las tareas, a quien discriminaron por ser afeminados, a quien discriminaron por tener obesidad, a quien discriminaron por ser indígenas.

La discriminación por supuesto que tiene múltiples factores, donde se desarrolla esta forma para atentar contra la dignidad humana.

Pareciera que es algo que viene ya incluido en el paquete de ser humano, el que nos estemos tirando unos a otros, buscando los defectos de carácter de otras y de otros. Pareciese.

Pero, ¿qué ocurre cuando normalizamos esas prácticas?, y ahora lo leemos en las redes sociales cuando se dice: -“Hay es que son la generación de cristal: no aguantan nada. A mi me decían tal cosa y nos agarrábamos a golpes, y así nos ganábamos el respeto”.

Y en efecto, a mi me dejaron de molestar en la colonia popular donde vivía, hasta que agarré dos piedras y comencé a corretear a cada hombre y a cada mujer, que se burlaba de mi cuando yo iniciaba mi transición.

Y empezaron a respetar mi identidad de género, hasta que a cada persona que se burlaba de mi me le paraba enfrente y le empezaba a dar un golpe y la o lo enfrentaba con palabras, al principio, y si no entendía, me iba a los golpes.

-“Disculpa, ¿esa es la forma correcta de defender?” No, por supuesto que no. Por supuesto que yo llegué a una etapa en que dije: -“A ver, a ver, hay que pararle. Hay que entender que no todas las personas van a entender nuestras vivencias. Que no todas las personas van a reaccionar de la misma manera, que no tienen acceso o no tuvieron acceso, a entender lo que tiene que ver con temas de sexualidad integral.

Muy pocos países en el mundo abordan desde la pedagogía, desde instrumentos científicos y pedagógicos, repitiendo el pleonasmo, el tema de la sexualidad integral. Y hablar de las personas Trans, hablar de las disidencias sexuales, es hablar de sexualidad integral.

Hablar de la sexualidad, desde una perspectiva de que la sexualidad es un espectro y que no es algo estático. Que no se nace hombre, que no se nace mujer, que se nace macho, que se nace hembra, que se nace intersexual.

Que hombre y que mujer son categorías socioculturales, que lo que vamos construyendo, en nuestra vivencia, desde lo que nos introyectan en la primera infancia, y donde en efecto, digamos que el sistema morfológico, la morfología que tiene que ver con lo que venimos predestinadas y predestinados desde la etapa intrauterina.

Pero eso no es factor determinante para hablarnos, para conocernos, para asumirnos como hombres o como mujeres, como algo o como ninguno, como macho y como hembra, o como intersexual.

Por eso, cuando se habla se las personas Trans, cuesta demasiado que entiendan este andamiaje que tiene que ver con lo no lineal, de que puede existir una incongruencia entre la identidad auto percibida, el sexo morfológico interno y externo, con la identidad psicológica, con la identidad de género, con la expresión de género.

Deja un comentario

Back to top button